En la mañana de hoy viernes se celebraba la primera reunión de la Mesa de Apoyo a las Personas Refugiadas de Toledo, en la que han participado las tres entidades que acogerán a estas personas en la ciudad y miembros del consistorio toledano.

Como ha avanzado Javier Mateo, desde la Concejalía de Servicios Sociales se han establecido mecanismos de coordinación con estas entidades dirigidos a facilitar los trámites de empadronamiento; la incorporación, cuando así proceda, de menores a las escuelas infantiles municipales y a la ludoteca; así como facilitar la incorporación de las familias acogidas a las actividades que dependen de entidades municipales, por ejemplo, del Patronato Deportivo Municipal.

Entre estas actuaciones, como ha apuntado Javier Mateo, también se encuentra la de establecer las intervenciones sociales que así se consideren necesarias desde los centros de atención primaria de la Concejalía de Servicios Sociales.

Además, el concejal responsable del área ha comentado que en las próximas semanas se pondrá en marcha una campaña de sensibilización abierta a la ciudadanía, junto a unas jornadas de formación para profesionales de los servicios sociales del Ayuntamiento en las que podrán participar técnicos de otras entidades.

El programa de acogida ha atendido ya 126 casos

Por el momento, desde las asociaciones que han convenido con el Ministerio de Asuntos Sociales el desarrollo del programa de acogida se han gestionado en Toledo 126 casos, que tal y como ha explicado Javier Mateo corresponden con las 50 plazas de Cruz Roja en una primera fase y 35 en segunda; más las 36 plazas gestionadas por Accem.

A estas hay que añadir las 70 plazas que a partir del próximo lunes, 12 de febrero, pondrá a disposición del programa de acogida el MPDL. Entre las entidades que forman parte de la Mesa Municipal de Apoyo a Personas Refugiadas, la capital regional cuenta en la actualidad con 25 viviendas alquiladas con fondos del Ministerio.

En este sentido, Javier Mateo ha señalado que a fecha de hoy Cruz Roja tiene completas las plazas asignadas y es de prever que las otras entidades mencionadas también lo hagan en los próximos meses. «Hemos visto que es necesario establecer medidas de coordinación más amplias, por eso el equipo de Gobierno está abierto a adquirir nuevos compromisos que faciliten la acogida de personas refugiadas en Toledo», ha dicho.

La Mesa Municipal de Apoyo a Personas Refugiadas se convocará cada dos meses para tratar y analizar la situación de estos ciudadanos, y coordinar las medidas de colaboración adoptadas entre las entidades sociales y el Ayuntamiento de Toledo.