Las directrices para el Derecho de Propuesta en la ciudad de Toledo  hace posible que  la ciudadanía  tenga ese espacio de protagonismo importante en las decisiones del Ayuntamiento incluso en los Presupuestos.

La concejala de Participación y Transparencia, Helena Galán, ha avanzado este lunes las directrices que regirán el derecho de propuesta en la ciudad de Toledo tras su aprobación en la Junta de Gobierno local de la última semana. Se trata de un conjunto de reglas y derechos para que la ciudadanía pueda proponer actuaciones al Ayuntamiento.

La iniciativa, como ha avanzado la concejala, contará con una plataforma web que se presentará en las próximas semanas y será la herramienta para canalizar las iniciativas ciudadanas que los toledanos mayores de 16 años podrán votar para que sigan el curso habitual de la Administración municipal, siempre y cuando alcancen el 2 por ciento de votos y apoyos entre del censo local.

Estas directrices encomiendan al Gobierno a reservar un porcentaje del presupuesto anual de inversiones para que sea decidido directamente por los distritos en sus órganos de participación.

En este sentido, Helena Galán ha destacado que el equipo de Gobierno está dando a la ciudadanía «la capacidad de incidir directamente en la gestión cotidiana del Consistorio» ya que con los presupuestos participativos «estamos dando la posibilidad de dar respuesta a las demandas cotidianas que se presentan en los distritos».

Asimismo, la responsable municipal de Participación y Transparencia ha reiterado que con el derecho de propuesta «vamos a atender las necesidades y demandas de la vida diaria de la ciudad tanto en espacios públicos, como en los servicios e infraestructuras de competencia municipal», a lo que ha añadido que con estas medidas «hablamos de una decisión de democracia participativa y de bajar las decisiones al terreno, donde están los problemas y donde realmente se encuentra la ciudadanía, este Gobierno está dibujando por tanto un escenario para la participación ciudadana real y efectiva».

De esta forma, Helena Galán ha considerado que una ciudad capaz de integrar a la ciudadanía en la toma de decisiones «es hacer una ciudad mejor, es un cambio sustancial en el proceso participativo, estamos dando a la ciudadanía la capacidad de incidir directamente en la gestión cotidiana del Consistorio», ha dicho.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page