Entre las prioridades de los centros destacan la mejora de las calefacciones, la iluminación y la fontanería.

La concejala de Servicios Públicos, Eva Jiménez, se reunía con representantes de la Dirección Provincial de Educación para trasladarles las necesidades de inversión de todos los colegios públicos de la ciudad de Toledo. Durante su encuentro, se han repasado asuntos como las auditorias de control de las instalaciones eléctricas, las deficiencias por cuestión de obsolescencia de los centros o el mantenimiento de los patios y las zonas de juego.

Desde la concejalía, se espera la inversión provincial para “poder poner la instalación eléctrica en regla ya que el mantenimiento, la parte que nos compete, ya ha sido resuelta”, explicaba la concejala de Servicios Públicos tras la reunión.

La edil también ha repasado con el director provincial, José Manuel Almeida, las deficiencias por cuestión de obsolescencia en instalaciones y equipamientos de los colegios. Es el caso de la calefacción cuya antigüedad dificulta su correcto funcionamiento y rendimiento, según Eva Jiménez. “El bajo rendimiento hace que no se pueda dar un buen servicio cuando se producen largos períodos de frío y, además, un aumento de costes de suministro, que asume el Ayuntamiento de Toledo aunque no sea su competencia”, añadía.

La Dirección Provincial de Educación también es responsable de aspectos como la iluminación o la fontanería cuya antigüedad dificulta del mismo modo su funcionamiento. Por ello, el director provincial ha asegurado que próximamente presentarán un Plan Cuatrienal, dotado con más de 120 millones de euros, para la provincia y que, según ha confirmado, se incluyen todos los colegios de Toledo.