Eva Jiménez recuerda que desde 2015, han realizado más de 100 actuaciones relevantes con una inversión de más de dos millones y medio de euros.

“El servicio de abastecimiento de agua es una de las cosas que más nos han preocupado desde el minuto uno”, afirmaba la concejala de Servicios Públicos y Sostenibilidad, Eva Jiménez, quien ha destacado que su objetivo personal “ha sido que la gestión se realizase con un control exhaustivo” asegurando que “las inversiones de la empresa concesionaria eran las más necesarias para la ciudadanía y, en consecuencia, para el Ayuntamiento”.

Entre las medidas para la consecución de dicho control, Jiménez ha recordado la creación de una comisión de seguimiento permanente volcándose así “en disponer de una planificación de actuaciones con la concesionaria y un seguimiento puntual y continuo del trabajo y funcionamiento de la red”. Su apuesta personal por la transparencia se ha visto reforzada con la creación de una página web. “Nos da información sobre las averías, las actuaciones en curso o la situación de la red, además de incluir una oficina electrónica”, explicaba Jiménez.

“Para conseguir la plena transparencia es necesario que la ciudadanía conozca la red de abastecimiento, cómo funciona y sus características. Por ello, desde el inicio de la legislatura, hemos organizado visitas a las instalaciones, reportajes en medios y talleres como ‘Toledo Educa’, destinado al alumnado de primaria sobre el ciclo urbano del agua”, añadía la concejala. Por iniciativa de su departamento, la empresa concesionaria ofrece actualmente una “factura transparente explicando qué se paga y haciendo recomendaciones sobre uso responsable”.

Con el objetivo de mejorar la calidad y disminuir las averías en el servicio, la edil de Ganemos ha priorizado actuaciones en la red de abastecimiento, “como la renovación y la puesta al día de los instrumentos y los equipos.” Además, el ámbito del saneamiento ha sido prioritario para la mejora de la red y la consecuente disminución de incidencias.

“Hemos apostado por la red de mantenimiento ya que será necesario invertir menos, si se mantiene mejor. Con este fin, hemos lanzado campañas informativas, como por ejemplo la de las toallitas húmedas, además de la aprobación de más de 100 actuaciones relevantes desde 2015. Por ejemplo, actuaciones en las estaciones de bombeo; ampliación de desagües y rebosaderos; cambio de válvulas, de tuberías y de bocas de riego”, concretaba Eva Jiménez. Actualmente, hay varias actuaciones en ejecución en calles como Boladiez, San Bernardo, Potosí, del Puerto o Unión.

Hasta la entrada de Ganemos en el Ayuntamiento de Toledo, la gestión de la red de abastecimiento “era un servicio privatizado, por lo que no había iniciativas propias del consistorio”, recordaba Jiménez destacando así uno de sus principales objetivos políticos para esta legislatura. “Se trata de un servicio municipal, por lo que la gestión debe ser municipal y así lo hemos conseguido aumentando el control de su gestión y consolidando nuestra dirección y nuestras propuestas”. Entre sus propuestas, el grupo municipal consiguió aprobar el Derecho Humano del Agua “esencial para la ciudadanía ya que, a partir de ahora, el Ayuntamiento es quien tiene la última palabra para decidir si a un ciudadano se le corta el suministro o no”.

Entre 2015 y 2018, la red de abastecimiento de agua ha contado con una inversión de “más de 2 millones y medio de euros, de los cuales, el 30% ha sido para saneamiento y el resto para abastecimiento. Dentro de este 70%, alrededor de un 25%, ha estado destinado a la calidad del suministro”, añadía la concejala de Servicios Públicos.