La iniciativa, de carácter didáctico y divulgativo, busca fomentar buenas prácticas que deriven en un uso responsable de este recurso

La Concejala de Servicios Públicos y Sostenibilidad Eva Jiménez participaba en la nueva edición de ‘El Curso del Agua’, un proyecto educativo y de sensibilización ambiental dirigido a escolares de 2º ciclo de Primaria que persigue generar conciencia sobre la importancia del agua como recurso natural básico para la vida y fomentar un uso responsable, una iniciativa puesta en marcha por el Ayuntamiento de Toledo y TAGUS -empresa concesionaria del servicio de abastecimiento de agua potable y alcantarillado de la ciudad.

Para Eva Jiménez la puesta en marcha de estas iniciativas de sensibilización entre los escolares es fundamental para crear conciencia, “los pequeños luego trasladan esos mensajes en el ámbito familiar”, contribuyendo a conocer el ciclo del agua y valorar la importancia de cuidar este recurso, algo que pasa entre otras cosas por reducir el consumo y la contaminación “evitando arrojar elementos como toallitas al inodoro por ejemplo” recalcó .

A través de una APP y las tecnologías más vanguardistas, como animación 3D o realidad aumentada, esta innovadora iniciativa dará a conocer a los más pequeños el ciclo integral del agua y sus diferentes fases de una manera lúdica y sencilla: captación, distribución, abastecimiento, saneamiento, depuración y la reutilización.
En una segunda parte de la actividad, los niños y niñas toledanos conocerán la aplicación práctica de estos conocimientos, mediante la realización de experimentos sencillos en los que simularán el funcionamiento de una depuradora de aguas residuales.

Con motivo del inicio de esta nueva edición del proyecto, la concejala de Servicios Públicos y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Toledo, Eva Jiménez, junto al gerente de TAGUS, Luis Soto, visitaron ayer el CEIP Europa de la localidad.

Por su parte, Luis Soto quiso poner en valor “la enorme importancia de impulsar iniciativas de educación y sensibilización ambiental como ‘El Curso del Agua’ entre los más pequeños, que favorezcan los cambios de comportamiento necesarios para resolver uno de los grandes retos de la sociedad: conseguir el uso racional del agua”.